Lunes 15 de Julio

Carne Procesada y Mortalidad

No consumir más de 20 gramos al día.

Por: Contigo Salud

Recientemente algunas estudios de Estados Unidos han mostrado una asociación entre el consumo moderado de carne roja y carnes procesadas.  El objetivo de este estudio fue examinar la asociación entre la carne roja, carne procesada, y el consumo de aves de corral con el riesgo de muerte prematura en la Investigación Prospectiva Europea sobre Cáncer y Nutrición (EPIC).

De acuerdo con un nuevo estudio las carnes procesadas pueden aumentar el riesgo de muerte, si se consumen en exceso. El estudio fue publicado en la revista BMC Medicine.

Las carnes, especialmente aquellas que sirven en restaurantes de comida rápida, a menudo son procesadas ??con aditivos adicionales, tales como sal, nitratos, fosfatos o edulcorantes para añadir sabor o extender su vida útil. Los investigadores observaron a casi medio millón de personas de 10 países europeos, por más de dos décadas, y encontraron que la carne procesada, cuando se consume en exceso, puede aumentar el riesgo de muerte prematura por cáncer y enfermedad cardiovascular.

"En general, se estima que el 3 por ciento de las muertes prematuras cada año podrían evitarse si las personas comieran menos de 20 gramos de carne procesada al día", señaló Sabine Rohrmann, PhD, autora del estudio y profesora asistente de epidemiología de las enfermedades crónicas en la Universidad de Zurich.

Las carnes procesadas son carnes ahumadas y curadas como jamón, tocino y salchichas, y demás las carnes que se les han añadido aditivos como las carnes de restaurantes de comida rápida.

Los expertos señalan que estos efectos vienen como consecuencia de los conservantes, y además tomando en cuenta que la grasa y la sal en exceso son dañinas, ya que obstruyen las arterias y aumentan el riesgo de cáncer.

Las personas del estudio que consumían una gran cantidad de carne procesada también tenían un estilo de vida poco saludable: fumaban, no hacen ejercicio, comían mal, y bebían alcohol - todo lo cual puede aumentar el riesgo de cáncer o enfermedad cardiovascular.

Ahora es importante recalcar que el consumo de carne puede ser parte de una dieta saludable, lo que hay que tener en cuenta es consumirla con moderación  y reducir el consumo de carne procesada.

La carne es rica en minerales y vitaminas importantes. Los expertos recomiendan reducir la ingesta de carne procesada. Lo más importante es dejar de fumar, hacer actividad física y mantener un peso corporal normal. Preferiblemente optar por cortes de carne magros, bajos en grasa. La porción de carne no debe sobrepasar el tercio del plato y preferiblemente acompañarlo de ensalada y verduras.

Ver fuentes del artículo
comments powered by Disqus