Domingo 22 de Enero

¿El Huevo Aumenta el Colesterol?

Desvelemos el popular mito del huevo y el colesterol…

Por: Dra. Natalia Olivares, Nutricionista

Enemigo de aquellas personas con colesterol elevado e íntimo amigo de aquellas que desean un aumento de masa muscular.

El huevo ha arrastrado durante muchos años una carga pesada de la que merece desprenderse de una vez por todas.

Desvelemos el popular mito del huevo y el colesterol…

Importancia del colesterol en nuestro organismo

Antes de sentar al colesterol en el banquillo de los acusados, primero hay que entender la importancia que este tiene en nuestro organismo.

Porque… ¿sabías que el colesterol juega un papel esencial en nuestro cuerpo y no podríamos vivir sin él? El colesterol es una molécula estructural que forma parte de las membranas celulares. Gracias a él, nuestro organismo es capaz de elaborar determinadas hormonas esteroides como el estrógeno, la testosterona y el cortisol. Además, es importante señalar que sin colesterol, nuestro organismo no sería capaz de producir vitamina D. Y precisamente por estos motivos, nuestro cuerpo ha generado mecanismos propios para garantizarse una provisión constante de colesterol.

De hecho, nuestro hígado es capaz de producir y regular los niveles de colesterol en sangre disminuyendo su producción cuando ingerimos colesterol procedente de alimentos.

¿Qué relación existe entre el huevo y el colesterol?

Un huevo de tamaño medio contiene 186 mg de colesterol, lo que equivale al 62 % del consumo diario recomendado.

Durante décadas, el huevo ha sido uno de los primeros alimentos suprimidos de la dieta de aquellas personas con hipercolesterolemia, un desajuste metabólico caracterizado por unos niveles elevados de colesterol en sangre.

Pero… ¿qué peligro supone tener el colesterol alto?

La hipercolesterolemia es uno de los principales factores de riesgo de enfermedades cardíacas.

Dicho esto, se podría concluir que a mayor consumo de huevos, mayor colesterol en sangre y, por tanto, mayor riesgo de padecer enfermedades cardíacas.

Y hasta hace bien poco, esta ha sido la creencia popular más extendida…

¿Qué opina la ciencia al respecto?

En los últimos años, se han llevado a cabo estudios científicos que han conseguido romper la asociación existente entre el consumo de huevos y el aumento de colesterol y el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

Los resultados han sido claros: pese a su elevado contenido en colesterol, el huevo apenas incrementa el colesterol y no promueve el desarrollo de enfermedades cardíacas.

En el 70 % de las personas estudiadas, el consumo de 1-3 huevos diarios no provocaba cambios en los niveles de colesterol total y LDL, pero sí causaba un aumento del colesterol HDL.

En lo que respecta al incremento del riesgo de padecer enfermedades cardíacas, la evidencia científica confirma que las personas que comen huevos enteros no son más proclives a desarrollar enfermedades del corazón que las personas que no comen huevos.

Además, varios estudios han descubierto que la ingesta de huevos puede incluso disminuir el riesgo de derrame cerebral.

Por último, el consumo de huevos enriquecidos con omega 3 puede causar una reducción en el nivel de triglicéridos, un factor asociado también con las enfermedades cardíacas.

Por tanto… ¿se pueden consumir huevos con total seguridad?

Todos los resultados apuntan a que un consumo de 3 huevos diarios no pone en peligro la salud de una persona sana.

Desgraciadamente, todavía no se han estudiado los efectos que provoca comer más de 3 huevos al día.

Aún así, el huevo no es solo colesterol.

El huevo es uno de los alimentos más completos y nutritivos que existe: contiene los nueve aminoácidos esenciales, vitaminas, minerales, antioxidantes, un alto contenido de proteína y de colina y grasas saludables, entre otros nutrientes.

Este brillante perfil nutricional lo convierte en un alimento muy saludable y con múltiples beneficios para la salud:

  • Protege contra la degeneración macular y las cataratas gracias a su elevado contenido en dos antioxidantes: luteína y zeaxantina.
  • Contribuye al aumento de masa muscular y mejora la salud ósea gracias su contenido en proteína animal de alta calidad.
  • Contiene importantes cantidades de colina, un nutriente esencial para el cerebro.
  • Aumenta la saciedad y, por tanto, puede ayudarte a perder peso.

La mejor opción a la hora de adquirir huevos son los huevos enriquecidos con omega 3 o los huevos procedentes de gallinas criadas a pasto, pues son mucho más ricos en ácidos grasos saludables e importantes vitaminas liposolubles.

No olvides que la yema es la parte del huevo que concentra la mayoría de los nutrientes excepto la proteína, contenida en la clara.

Huevos fritos, huevos cocidos, huevos rotos… No importa de qué forma los comas. Los huevos son un alimento delicioso y muy saludable. Si la ciencia confía en su consumo, ¿por qué no lo ibas a hacer tú?

Ver fuentes del artículo
comments powered by Disqus