Lunes 23 de Septiembre

Errores Más Comunes en el Tratamiento del Acné

Es fácil cometer errores durante el tratamiento del acné o incluso empeorar las cosas.

Por: ContigoSalud

Entre 40-50 millones de estadounidenses se ven afectados por algún tipo de acné, y no sólo los adolescentes. Hoy en día hay tantos medicamentos y tratamientos disponibles para el acné, que puede ser confuso y abrumador elegir el correcto.

Es fácil cometer errores durante el tratamiento del acné o incluso empeorar las cosas. Aquí, los expertos enumeran los errores más comunes que se cometen al tratar el acné.

Error #1: No probar un tratamiento del acné por tiempo suficiente

La piel reacciona lentamente al tratamiento. Incluso si el acné ingresó rápido, aún requiere tiempo para sanar. Por lo general el tratamiento es efectivo entre cuando se usa por cuatro a seis semanas. A veces se observa inflamación y algunos síntomas empeoran, pero luego se ve una mejoría.

Error #2: Tratar demasiados productos a la vez

A veces las personas no son pacientes y como no observan resultados en los primeros días, cambian de tratamiento. Los productos pueden causar irritación de la piel y añadir más productos puede ser aún peor. Esto puede hacer que las lesiones de acné sean mayores, haya más probabilidades de pigmento, y pueden aparecer manchas y cicatrices.

Error #3: Exfoliar o limpiar la piel demasiado

Lavar la piel en exceso puede comprometer la barrera protectora y aumentar la irritación.
Prefiera lavar la piel con un limpiador no irritante, con pH balanceado para disminuir la inflamación. Se recomienda lavar la cara sólo 1 vez al día por las noches.

Error #4: La elección de los productos equivocados para la piel propensa el acné

Los limpiadores abrasivos, jabones de barra alcalina, y productos a base de alcohol pueden empeorar el acné. Lo ideal es buscar productos "no comedogénicos" o "para pieles propensas al acné", ya que no contienen ingredientes que tienden a obstruir los poros en las personas con piel propensa al acné.

Algunos ingredientes que se encuentran en productos como cosméticos, protectores solares y cremas hidratantes son más propensos a obstruir los poros. Estos incluyen palmitato de isopropilo, miristato de isopropilo, estearato de butilo, isoestearato de isopropilo, oleato de decilo, neopentanoato de isoestearilo, estearato de isocetilo, manteca de cacao, lanolina acetilada, y colorantes D y C. Los productos que contienen aceite pueden obstruir los poros y causar brotes de acné.

Error #5: Estallar las espinillas o sacarse los clavos

Sacarse los clavos o granos prolonga el tiempo de curación y aumenta el riesgo de cicatrices. El material infectado provoca más inflamación y enrojecimiento.

Error #6: Esperar demasiado tiempo para ver a un dermatólogo

Una vez que el acné comienza a aparecer, y con más razón si hay historial en la familia, es hora de sacar cita con el dermatólogo. El acné puede bajar la autoestima, se vuelve doloroso y causa cicatrización excesiva. Las medicinas que venden en supermercados pueden ser muy bajas y no recomendadas para tipos de acné más fuertes. Los dermatólogos tienen más herramientas para tratar el acné, y pueden prescribir dosis más fuertes de medicamentos de venta libre y antibióticos orales. También ofrecen las nuevas tecnologías, como la luz y la terapia con láser y peelings químicos.
También es posible que un paciente podría tener rosácea, que por lo general requiere un tratamiento diferente de acné. La rosácea es una enfermedad a largo plazo que causa enrojecimiento y granos.

Error #7: El uso excesivo o muy bajo uso de un medicamento

El medicamento hay que usarlo según las indicaciones del médico. La sobredosis o bien no usarlo diariamente como se indique, puede afectar los resultados. La mitad de la batalla es la consistencia. Muchas personas pierden la motivación después de las dos primeras semanas y dejan de usarlo. Los resultados no se obtienen de un día para otro, así que hay que tener paciencia.

Error #8: Detener el uso de medicamentos para el acné, una vez que desaparece

Lo ideal es una vez se observan resultados positivos, ir disminuyendo la dosis paulatinamente. Pero si lo deja de usar totalmente, los síntomas pueden volver a aparecer.

Para mantener la piel libre de imperfecciones, la mayoría de la gente necesita continuar con al menos un producto. Es posible reducir a un par de veces a la semana si alguien está usando un medicamento de venta libre.

comments powered by Disqus