Jueves 22 de Agosto

Playdate en Niños Preescolares

Consejos para sacarle mejor provecho a estas horas de juego.

Por: ContigoSalud

Cuando su hijo entra a la edad preescolar, la vida social cambia un poco, ya que involucra un poco más de juego. Los playdates o citas de juego en niños de edad preescolar, son una buena opción para entretenerlos, mejorar la interacción madre-hijo, incrementar las relaciones interpersonales de su hijo, y además para que usted como padre/madre pueda socializar con amigos y ponerse al día. 

Tome nota de estos consejos para que pueda sacarle mejor provecho a los playdates.

1. Planeen juntos

Deje que su hijo invite al amigo o amiga que guste. Pregúntele a quién quiere invitar, y si no te responde, entonces invítale a alguien de su agrado. También tome en consideración lugares que sean atractivos y seguros para ellos, como tu casa, el parque local, el play de algún restaurante o algún centro de fiestas. Tu como mamá puedes aprovechar y reunirte con tus amigas, es una buena forma de socializar.

Recuerda, también, que los compañeros de juego no tienen que ser de la misma edad. Emparejar a los niños de diferentes edades tiene muchas ventajas.

2. Manténgalo pequeño.

Tres realmente es una multitud cuando se trata de citas para juego en niños preescolares, así que trata de invitar a uno o dos amigos. Si hay muchos niños, alguno de ellos se puede sentir excluido y va a ser mucho más difícil compartir los juguetes e interactuar. 

3. Que sea corto.

Los playdates o citas para juego en niños preescolares deben de ser de máximo 2 horas. De lo contrario el niño se va a aburrir, cansar y puede ponerse de mal humor.

4. Romper el hielo.

Al igual que con cualquier fiesta o evento, los primeros minutos pueden ser un poco incómodos, ya que los niños pueden tener un poco de vergüenza. Así que para romper el hielo, te recomendamos sacar algunos juguetes, planear un juego en conjunto con los adultos o iniciar alguna actividad educativa como pintar o armar rompecabezas.

5. Obtenga información sobre los alimentos.

Debido a que los niños deben hacer una merienda, planee un menú nutritivo para ellos. Si están invitados los padres o las mamás, entonces debes tener también un menú para adultos. Si eres el anfitrión, hay que ser esplendido.  Asegúrate de preguntar si algún niño tiene aluna alergia. Conocer las preferencias de un niño antes de que lleguen a la casa puede ayudar a evitar algún enfrentamiento a la hora de comer.

6. Televisión y video juegos

Motive a los niños a que jueguen al aire libre lo más que sea posible. Si el playdate se alarga, entonces establezca horas de televisión o videojuego, ya que estos planes no son muy educativos.

7. Deje que su hijo le ayude a establecer la agenda.

Hable con su hijo sobre las actividades que van a tener planeadas para el playdate, saque juguetes al patio,  establezca zonas de juego. Involúcrelo a planear la agenda y juegos que podrían disfrutar sus amigos.

8. Zonas de juego.

Los niños se aburren muy rápido de los mismos juegos, ellos necesitan estar cambiando. Así que una buena idea es poner zonas o áreas con distintos juegos. Por ejemplo, puedes poner una mesa con papel y lápices para pintar, luego afuera puedes tener unas palanganas para que jueguen con agua, en otra esquina puedes tener un área para Legos.

9. Oculte los juguetes favoritos.

Por lo general los niños más pequeños aún no saben el significado de compartir, así que si hay algún juguete favorito, mejor esconderlo para que no hayan conflictos. Si surge algún enfrentamiento con algún juguete, distraiga a su hijo con otro juguete u otra actividad.

10. Resolución de conflictos.

Deje que los niños resuelvan sus problemas. Si bien es importante mantener un ojo en todo lo que los niños hacen durante el playdate, no debes saltar en la primera señal de problemas. Intervenga si es necesario, especialmente si el conflicto ya se torna en una confrontación verbal o física. Explicarle a los niños que las palabras y acciones que lastiman no son aceptables. Es importante que aprendan a compartir.

11. Planee un "tiempo de descanso".

Además de tener algunos bocadillos saludables a mano, es una buena idea tener alguna actividad para un descanso, como por ejemplo hornear galletas, leer un libro o salir a dar un paseo al aire libre.

12. Normas de limpieza.

Antes de que los niños empiecen a jugar, es importante explicarles que deben tener buena limpieza y orden. Todo juego que utilicen y luego ya no quieran usar, hay que guardarlo en su lugar. Además el área de juego no es el área de comer, así que los descansos son para aprovechar y comer los snacks o bocadillos que tienen planeado.

13. No dejarlos solos.

Por más grandes que estén los niños, nunca los debes dejar solos. Es importante estar cerca y estar vigilando. Si no eres tu, que haya algún adulto como la cuidadora o empleada.

14. Despedida.

Minutos antes de que termine, es importante avisarles que ya se van a ir los amigos. Si el playdate fue un éxito, hablar con ellos acerca de lo que disfrutaron de este tiempo y lo que les gustaría hacer en su próxima visita. Si los papás de los amigos lo dejaron en tu casa, es importante que le cuentes a los padres qué fue lo que hicieron, qué comieron, cómo estuvo todo. La comunicación entre padres es importante para que haya una buena relación entre los niños también.

comments powered by Disqus