Sábado 17 de Noviembre

Riesgo a parto prematuro

Niveles bajos de EPA y DHA en madres

Agosto,2018

En los últimos estudios se ha observado como la baja concentración en plasma de ácidos grasos de cadena larga como lo son el EPA y DHA en mujeres embarazadas genera un mayor riesgo a parto prematuro.

Los partos prematuros están relacionados con mayores complicaciones para los recién nacidos como lo son problemas en la maduración de ciertos órganos como sucede con los pulmones, requiriendo así cuidados especiales al nacer.

Se ha observado como mujeres en los quintiles más bajos tienen mucho mayor riesgo a parto prematuro en comparación a quienes se encuentran en los quintiles más elevados.

En 1986 se publicó un artículo que defendía que incluso alta ingesta de ácidos grasos omega-3 podía retrasar el parto prematuro, es decir, era un factor protector. Sin embargo, otro estudio mostró inconsistencias por lo que aún no se puede asegurar que sea un factor protector. Esto no quita el hecho de que la inadecuada ingesta sí está relacionada con mayor riesgo a parto prematuro.

En otro estudio se tomaron los valores plasmáticos de EPA y DHA en una muestra de 376 mujeres con partos prematuros y 348 mujeres con partos a término en el primer trimestre del embarazo y en luego en el segundo trimestre y se observó cómo los casos de partos prematuros estuvieron asociados a bajos niveles de ácidos grasos plasmáticos en ambas muestras sin importar la edad, IMC y tabaquismo de la madre. Por esta razón se observó un intervalo de confianza bastante amplio con respecto a riesgo de parto prematuro y mayor concentración de EPA y DHA sanguíneo en embarazo.

Es importante entonces asegurar una ingesta adecuada de estos nutrientes ya sea a través de alimentos como pescado, semillas o a través de suplementos para prevenir el embarazo prematuro.

comments powered by Disqus